Equipo arquitecto en Ibiza encargado de propuestas de casas inteligentes

por | 27 abril, 2021

Las nuevas tecnologías han permitido incluir la domótica en las viviendas, haciendo que éstas puedan funcionar de forma inteligente que responden a sistemas automatizados con el objetivo de mejorar la habitabilidad y el confort de los espacios, incrementando la seguridad y potenciando el ahorro energético en el largo plazo. 

A través de sensores, tecnología inalámbrica, sistemas monopolizados y la integración de aplicaciones para controlarlo todo en las teléfonos móviles o tablets, es una realidad. 

Beneficios de la domótica en el hogar

Ahorro energético y económico

Incorporar a la vivienda todo un sistema de control con sensores programables o de movimiento, ayuda a reducir sistemáticamente y en gran medida el gasto energético de la vivienda. Además con aplicaciones app se puede controlar este sistema desde fuera de casa a través de los dispositivos electrónicos

La concienciación climática es un factor que nos preocupa cada vez más y las viviendas inteligentes favorecen a la lucha contra el cambio climático por el gran ahorro energético que ello supone. 

Seguridad

Las cámaras de videovigilancia otorgan seguridad y tranquilidad al propietario, pero además también existen sensores para alertar de posibles fugas de gas o de agua, creando un mayor control en seguridad de la vivienda. 

Control a distancia y por voz

Hoy en día con toda la tecnología del mercado se puede conectar entre ella y controlar sistemas de la vivienda desde el teléfono móvil. Pero además una vez estás en casa también se puede utilizar la voz como activador para la domótica existente. 

Arquitecto 3.0 en Ibiza

Un buen arquitecto en Ibiza no solo se dedica a crear espacios funcionales y estéticos, sino que además ha de primar la eficiencia en todos los recursos de la vivienda. 

Así, con las nuevas tecnologías, integrar la domótica en la construcción genera eficiencia y eficacia y un confort con la automatización de algunos servicios. 

Entre los sistemas a nivel tecnológico se puede diferenciar entre:

  • Sistema cableado: los sensores están cableados a la central o entre ellos, ejerciendo de controlador principal de todo el sistema. Normalmente hay una batería de respaldo, en el caso de fallo del suministro eléctrico, permitiría alimentar a todos los sensores y así seguir funcionando con normalidad, al menos durante unas horas. 
  • Sistema inalámbrico: se utilizan sensores inalámbricos que se alimentan con pilas o baterías y transmiten la información entre ellos o a la central, que se alimenta por red eléctrica, además de contar con baterías de respaldo. 
  • Sistema mixto: combinan el sistema cableado con el inalámbrico. 

Cualquier arquitecto en Ibiza como profesional en la materia hará un estudio previo basado en las necesidades del cliente y asesorándole de los beneficios de la instalación tecnológica. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *